Cáscaras de cebolla, nunca las tires: ¡no tienes idea de lo que puedes hacer con ellas!

Levanten la mano los que siempre tiran las cáscaras a la basura. Desafortunadamente, este es un hábito muy común y ciertamente no es sorprendente: pero ¿y si te dijéramos que en realidad podrías reutilizar muchas cáscaras que normalmente desechas? En concreto, las cáscaras de cebolla son muy útiles en muchos ámbitos diferentes y por ello hemos decidido darte un par de consejos que seguro que te pueden venir muy bien.

Cáscaras de cebolla para tu jardín

Si tienes un espacio verde o un auténtico huerto , ten en cuenta que puedes utilizar las cáscaras de cebolla como fertilizante y como repelente natural. La cebolla, de hecho, no sólo consigue nutrir el suelo , sino también proteger las plantas de diversos parásitos e insectos dañinos . Así que ¿cómo se hace? Procedemos secando bien las pieles para luego picarlas finamente. En este punto, pégalos en el suelo antes de volver a colocar la planta en ellos. De esta forma conseguiremos nutrir el suelo, como fertilizante natural (y sobre todo económico), además de evitar crear residuos y desperdiciar un producto muy útil.

Para el cuidado del cuerpo

Además de eso, es interesante considerar el hecho de que la cáscara de cebolla puede incluso ayudarnos a sanar nuestro cuerpo. No todo el mundo sabe que este puede servir para darle brillo al cabello . Bastará con utilizar unos 50-60 gramos, previamente cocidos a fuego lento durante al menos una hora. Posteriormente solo nos quedará esperar a que se enfríe y lavar con él: ¡el resultado será realmente sorprendente!

Alternativamente, podemos utilizar las cáscaras de cebolla para hacer una rica infusión que puede ayudarnos de diversas formas (pensemos en retención de líquidos, calambres, problemas de circulación o para depurarnos). Cogemos unas pieles, las ponemos a hervir en un cazo y después lo enfriamos todo. Una vez filtrado el líquido solo nos queda beber: el sabor es fuerte pero ¡nos beneficiaremos!

En la cocina

Aunque todos sabemos lo buena que es la cebolla en la cocina, para condimentar primeros y segundos platos, no todo el mundo sabe que la misma piel se puede utilizar para condimentar sopas y verduras utilizadas como guarnición. Lo único que debemos hacer es cocinarlos junto con la comida y luego retirarlos al final de la cocción, porque al masticarlos quedan un poco fibrosos.

Truco para jefes

Un último gran truco se refiere a la posibilidad de teñir nuestras prendas. Debemos utilizar agua templada y utilizando más o menos piel podremos utilizarla para este fin.